Una mujer recibió el cuerpo por parte de la Semefo de quien presuntamente era su hijo, después de enterrarlo se enteró que estaba en un anexo doble A.

Un joven desaparecido desde el pasado mes de octubre del año 2019, fue identificado como fallecido por elementos de la Semefo el pasado 16 de enero.

La madre, Doña Felicitas Tijera Carvajal, residente de Cuautla, Morelos, fue notificada y acudió a identificar a su supuesto hijo.

Fue así que un par de días después se le dio santa sepultura al cadáver.

El duelo le duró poco, pues hace unos días Doña Felicitas recibió una llamada algo… ¡Sorprendente!

¿Qué le dijeron? pues nada más y nada menos que su hijo no estaba para nada muerto, sino que había estado en un anexo de los ya famosos alcohólicos anónimos.

Por su parte, la Fiscalía del estado de Morelos dio su versión de los hechos.

«Dos hombres quienes dijeron ser el hermano y el medio hermano del occiso acudían ante la autoridad para reconocer y reclamar el cuerpo.

Ambas personas ingresaron al anfiteatro en donde reconocieron sin temor de equivocarse el cuerpo como el de su hermano.

Es importante señalar, que las condiciones del cuerpo permitían realizar la identificación plena del mismo y que fueron dos familiares directos quienes realizaron el procedimiento y presentaron la documentación del finado, formalizando con ello la solicitud para poder disponer de manera libre de los restos mortales, toda vez que las causas de la muerte fueron del orden natural.”

Te podría interesar: Persecución policiaca termina en transmisión en vivo de suicidio

Con información de: uno TV

Apóyanos siguiendo nuestra Fanpage!

[Fancy_Facebook_Comments]